Capacidad de respuesta a los esteroides androgénicos anabólicos y Hormona del crecimiento

La mayor pregunta que muchos culturistas tienen (y otros no están dispuestos a
admitir la respuesta) es: "¿Tienes lo que se necesita, genéticamente hablando, para
ser un culturista de alto nivel o incluso de élite? … "Bueno, lo más probable es que lo hayas descubierto mucho antes de leer esto, simplemente de
tu fenotipo o cómo respondiste cuando comenzaste a entrenar con
pesas. Es una historia común que los mejores culturistas del mundo que avanzan más rápido que sus compañeros desde el primer momento.

Una vez que comienzan clavan los talones en el culturismo. Como Mr. Olympia Phil "the Gift ". El historial competitivo de Heath es un buen ejemplo de esto. Realicé un análisis informal de los 10 mejores finalistas en el 2016 Olympia: desde su primera competencia hasta el año en que cumplieron el estatus profesional y solo les tomó <4 años en promedio.

Sin embargo, la medida en que la genética importa también es una función de cómo
el medio ambiente (o los diversos aspectos del estilo de vida de los culturistas, en nuestro caso) interactúa con las características genéticas de uno mismo.

Sabemos que el culturismo no es “todo” genética. [Incluso un rasgo altamente heredable como la altura depende solo un 80% de los genes, lo que
significa que una quinta parte de la variación normal de la altura depende de factores externos (p. ej., nutrición).] Lo que podemos sacar de esto es eso, hay una buena posibilidad de que la paciencia y mucho “trabajo” duro en el gimnasio y en la mesa, tengan grandes resultados.

Los genes significativamente asociados con el perfil de atleta de tamaño / fuerza / potencia generalmente se puede clasificar como aquellos que controlan la arquitectura de las células musculares, los procesos anabólicos (p. ej., síntesis de proteínas) y factores inflamatorios (como las citocinas) que coordinan las señales metabólicas entre células y tejidos. Por ejemplo, la interleucina 15 (IL-15) es un
citocina derivada de los músculos que coordina la composición corporal (la proporción de grasa del músculo) y está bajo el control de un sistema muy complejo. Esta no es una ciencia simple, ya que la importancia del genotipo se complica aún más por el sexo y la raza. Como ejemplos, el sexo determina la importancia de los genes para la Actinina 3, una proteína sarcomérica, como predictor de rendimiento de sprint y ganancia de fuerza, y la relevancia del gen para los receptores de activina (receptores de miostatina) cuando se trata de variaciones en fuerza y ​​masa muscular.

Se ha demostrado que la raza presenta diferencia en los genes importantes para la miostatina y la folistatina. La raza es un predictor del grado de repeticiones trinucleotídicas de CAG en el receptor de andrógenos (AR) (más bajo en afrocaribes y negros) que es inversamente correlacionado con la activación de AR por testosterona. Las repeticiones CAG más cortas en longitud se asocia con un mayor riesgo de cáncer de próstata y riesgo de depresión con hipogonadismo masculin, pero mayor efectividad de finasterida (un inhibidor de la 5-alfa-reductasa) en el tratamiento del patrón masculino calvicie y una menor probabilidad de hipertensión y lípidos adversos
cuando se administra terapia de reemplazo de testosterona.

Volviendo al tema en cuestión: capacidad de respuesta a los andrógenos anabólicos y hormona del crecimiento. ¿Qué sabemos de los factores genéticos que pueden
determinar la capacidad de respuesta a AAS y GH?

Si tiene el gen “correcto” para una fosfodiesterasa particular (PDE7B) involucrado en la liberación del esteroide activo de un preparación inyectable de AAS a partir de su ácido graso esterificado (por ejemplo, liberar testosterona de un éster de enantato de testosterona),los niveles en sangre del AAS son> 50% más altos. En otras palabras, tener la copia correcta de este gen proporciona una dramática ventaja en términos de biodisponibilidad de esteroides para una dosis dada de preparaciones inyectables de AAS de larga duración (esterificadas) (nandrolona, boldenona, testosterona, etc.). En caso de no tener la copia correcta del gen las bases sin esterificar y los orales serían mejor opción.

Como se señaló anteriormente, las variaciones en el gen para el receptor de andrógenos (AR) se han estudiado, por ejemplo, para detectar la causa de diferencias raciales al riesgo de cáncer de próstata. Como resultado, la longitud de una secuencia particular en el gen determina la fuerza de la señal intracelular provocada por el receptor de esteroides vinculante. Naturalmente, esto afectará la eficacia de
AAS diferentes para el desarrollo muscular [sin mencionar los efectos secundarios
como hipertensión e hiperlipidemia, lo cual explica los episodios trágicos de algunos culturistas a nivel cardiovascular], dependiendo de con qué fuerza un fármaco y / o sus metabolitos se unen al receptor

En resumen, un gen para el AR puede afectar los efectos relativos de los AAS.
Del mismo modo que la actividad de 5-alfa-reductasa (5aR), una primera línea
enzima en el metabolismo de los andrógenos , varía según la raza y predice
riesgo de cáncer de próstata.
Las variaciones en la actividad 5aR podrían impactar la efectividad relativa de AAS como la testosterona en comparación con la nandrolona. En el caso de estas dos drogas, el orden relativo de afinidad de unión (nandrolona> testosterona) es
invertido después de la reducción de 5 alfa, por lo que la actividad de esta enzima afectaría el equilibrio de actividad en el receptor de andrógenos.

Varios factores genéticamente vinculados pueden alterar los niveles de suero
globulina de unión a hormonas (SHBG), que según la “hipótesis de la hormona libre” se une a los andrógenos a la sangre, evitando que actuen sobre los tejidos .
Sin embargo, hay datos que sugieren que SHBG puede ser una proteína transportadora, marcando los andrógenos en las células a través de un receptor de megalina, después de lo cual el andrógeno ejercería sus acciones intracelularmente

El perfil fisiológico de la HGH no es menos complicado que el de los AAS. La
hormona de crecimiento exógena generalmente recetada para el enanismo y utilizada como PED es solo una variedad (con un peso molecular de 22kDa, que tiene
191 aminoácidos) de la “hormona del crecimiento” que se encuentra en el cuerpo humano.
PD: Para aquellos de ustedes que consideran la GH como una droga antienvejecimiento, presten atención. La utilidad del reemplazo de la hormona del crecimiento - para nivel fisiológico juvenil como una terapia antienvejecimiento - es considerada dudosa por algunos.

Entonces, ¿por qué podrían algunos culturistas despotricar sobre la efectividad
de la GH, mientras que otros parecen estar alavando la magia de este elixir? Bueno, hay varias razones para esto, es decir, solo la isoforma de 22 kDa puede variar según el individuo, sin mencionar la fuente de la GH:

Además de la variedad de 22kDa, una proporción considerable de GH circulante se encuentra en isoforma de más corta (20kDa), así como dímeros y oligómeros de moléculas de GH (de moléculas de 22kDa y 20kDa unidos entre sí de diferentes maneras) que en realidad pueden tener algo de bioactividad. También se pueden encontrar fragmentos de GH bioactivos, no mencionar GH unida a la proteína de unión a GH (GHBP) en el sangre. No hace falta decir que este es un sistema complejo con potencial de variabilidad en la importancia fisiológica de las diferentes isoformas de GH de persona a persona.

Hay variaciones en la estructura de la unión de GH y su afinidad por GH .
Aproximadamente el 50% de los europeos portan uno o dos alelos del gen para el receptor de GH que transduce una señal más fuerte cuando la GH se une pero también confiere menores disminuciones en la sensibilidad a la insulina(en aquellos con producción excesiva de GH). Todavía, las variaciones de isoforma del receptor dejan una cantidad significativa de variabilidad inexplicable de la respuesta al tratamiento con GH en enanos, lo que significa que probablemente hay muchos otros factores en juego aquí.
Versiones genéricas y falsificadas de GH de grado farmacéutico puede tener una mayor cantidad de modificaciones químicas en la molécula como la oxidación y la desamidación e incluso tienen mayor fragmentación (péptidos GH “rotos”) que el original.
Preparaciones de “grado farmacéutico”, si bien la oxidación leve puede no
cambiar la conformación (forma) de proteínas per se,la oxidación y la desamidación podrían cambiar la forma en que las moléculas de GH degradadas o cómo se agregan, lo que podría impactar cómo si la GH se dimerizara, su unión a proteínas en sangre, la cantidad relativa de GH libre e incluso vinculante a su receptor. Entonces, para alguien que usa GH como PED, la calidad de la fuente es otro factor que podría determinar dramáticamente la efectividad. Esto es algo que aquellos de ustedes leyendo esto que han usado GH de diferentes fuentes pueden saber por experiencias personales.

Está bien documentado que la hormona de crecimiento humano recombinante
(rHGH) puede provocar reacciones inmunológicas, es decir, anticuerpos. Naturalmente, el propósito de los anticuerpos contra la hormona del crecimiento sería etiquetar inmunológicamente Proteína (xenobiótica / antigénica) para la fagocitosis (destrucción), haciéndolo inerte y carente de bioactividad. En otras
palabras, los anticuerpos GH no son una buena señal de que la GH inyectada
pueda unirse a su receptor y ejercer sus acciones. Sin embargo, la formación
de anticuerpos podría no afectar la tasa de crecimiento en niños (por ejemplo, aquellos con enanismo o síndrome de Turner), al menos en promedio en la mayoría de los estudios, lo que sugiere que la formación de anticuerpos no significa que la GH se vuelva inerte.
Aún así, la formación de los anticuerpos son muy variables entre los estudios y dependientes según la marca de rHGH y el método de detección. Aun así
se ha documentado que niveles muy altos de unión GH-anticuerpos pueden evitar que la GH inyectada sea bioactiva, por lo que esta es otra fuente de variabilidad en la capacidad de respuesta a la hormona de crecimiento exógena.

Entonces, considere, si lo desea, la sinergia establecida en un individuo con Genética ideal para ganar masa muscular (mientras se mantiene delgado) cuando entrena y
comer por como toca, que también responde más efectivamente a PEDs como AAS y GH (y tiene acceso a fuentes de alta calidad de este tipo), tiene un fuerte deseo de entrenar duro, un tracto gastrointestinal resistente, una alta tolerancia a los rigores de la dieta previa al concurso, un trabajo y estilo de vida de bajo estrés, y quién también
mantiene una visión positiva de la vida que incluye una pasión por el culturismo.
Con este tipo de material de partida, tal vez no sea del todo sorprendente que un
culturista en el transcurso de una década podrían producir un físico profesional de clase mundial que se vea casi inhumano en comparación con la de un compañero con una genética pobre para el atletismo que vive una vida sedentaria y que consume una dieta occidental típica.

20 Me gusta

De la importancia de la Genética que comentábamos el otro día…
Atletas que desde su primera competición al pase a profesionales transcurren cuatro años.
:beers:

2 Me gusta

Lo interesante del artículo es que la gente que tiene baja respuesta a esteroides inyectables o quiere subir dosis y tener esos mg extra biodisponibles debe usar orales y suspensiones sin esterificar.

5 Me gusta

Eso si que me resulto muy chocante…
:thinking:

1 me gusta

Un artículo muy interesante :grinning:, gracias por compartir :+1:

Me surge la duda de si las personas con baja respuesta a esteroides inyectables lo son para todas las esterificaciones, o si pueden tener más sensibilidad a unos ésteres que a otros.
Sabes algo?

2 Me gusta

Esto…:+1:

1 me gusta

Yo me he quedado con eso también, un gustazo de artículo, gracias por el aporte.

1 me gusta

Que bueno @thebosswaco

1 me gusta

Las esterasas en principio actuan sobre enlaces y no son específicas, es decir hidrolizan esterificaciones. En mi opinión actuan sobre todos los esteres pero no he visto literatura que lo explique en profundidad

7 Me gusta

En el caso de recurrir a orales, no necesariamente tienen que ser el mismo esteroide que el inyectable no?

Salvo el winstrol y el primobolan, normalmente los esteroides están solamente en una de las dos versiones: oral o inyectable.
Algunos labs han desarrollado una versión inyectable del dianabol; pero no hay apenas información sobre ella.

1 me gusta

Gracias @Sandokan , le he escapado a los orales, pero en inyectables no he encontrado la repuesta que esperaba. Quizás sea buena estrategia conjugar ambos.

Saludos. ¡Enorme articulo! ¡Felicidades y gracias por publicarlo!